Una mujer británica asegura que una lesión que sufrió al caerse de una tabla de Wii Fit la convirtió en una ninfomaníaca que necesita al menos 10 sesiones de sexo diarias para sentirse satisfecha, publica el tabloide The Daily Star.

La mujer , Amanda Flowers, de 24 años, dice que se cayó de la tabla y se dañó un nervio, lo que le ha provocado “Síndrome de Excitación Sexual Persistente”, una rara condición médica documentada que provoca una excitación constante que en ocasiones no se sacia ni con sexo, ni con orgasmos.

Flowers explicó a la publicación que todo “comenzó como una punzada allá abajo antes de extenderse a todo mi cuerpo. A veces se convertía en un vibrante orgasmo”. Ahora la chica que ahora necesita 10 encuentros sexuales intensos para estar satisfecha, no pretende demandar a la nintendo ni nada por el estilo, lo que desea es encontrar un verdadero semental capaz de satisfacerla, así lo dijo la misma Amanda. “Como no tengo cura debo intentar controlar mi pasión respirando profundamente. Espero algún día encontrar un súper semental que me pueda satisfacer”

Aunque parezca un mal soñado, personas que han padecido del “Síndrome de Excitación Sexual Persistente”, han llegado a describir una vida infernal con un deseo constante que no se apaga, a cualquier hora del día y en cualquier lugar. Personas que han sufrido el síndrome han llegado a pensar en el suicidio para apagar deseos nunca satisfechos (excepto al dormir), y la causa es un misterio que se cree puede radicar en el sistema nervioso.

Que tan cierta será la historia no sé, pero si buscan algo que regalar a su esposa o novia, que sea definitivamente una tabla Fit de Wii😉